Azulejos relucientes

El limón es un ingrediente espectacular para remover las manchas de grasa, mugre, residuos y moho que se suelen instalar en las juntas de los azulejos de baños y cocinas. Para eliminar la suciedad basta con preparar una solución de agua y zumo de limón, verterla en un dosificador y luego aplicarla sobre los azulejos. Deje actuar durante unos minutos, aplique una segunda capa y frote con una esponja; por último, pase un paño humedecido en agua. Con este poderoso truco sus azulejos se verán como nuevos.

  • Category :
  • Type :
Categorías
Secciones
Artículos recientes